Sainsbury's prueba nueva tecnología para evitar perdida de alimentos

Sainsbury's ha invertido en nueva tecnología que permitirá a la cadena tomar decisiones en tiempo real enfocadas en reducir el desperdicio de comida causado por cambios climáticos inesperados.

El clima juega un rol importante en los patrones de compra de los consumidores, de acuerdo a la compañía, tales como realizar compras de tarifas cómodas cuando el clima es frio o de comidas ligeras cuando hace calor.

Sin embargo, el clima impredecible causa estragos en los planes de los compradores de la compañía, resultando a menudo en alimentos perecederos venciéndose en las estanterías. Hubo seis periodos de climas inesperados el año pasado, afirmó Sainsbury's.

La tecnología de la cadena le dará a Sainsbury's la habilidad de tomar decisiones en tiempo real sobre que comida se envía desde sus bodegas, en lugar de cambiar su curso de la noche a la mañana. Esta tiene el potencial de reducir el desperdicio de comida en un 15 por ciento durante los periodos de clima inesperado, mientras se reduce la huella de carbono en un estimado de 1.400 toneladas.

"Varias veces al año, las estanterías podrían estar llenas de comida para barbacoas para el fin de semana gracias a la lluvia inesperada que causa que la gente pida abundante comida caliente," dijo el Director de Distribución de la Cadena Tim Goalen en una declaración. "Esta nueva manera de trabajar reducirá grandemente el problema. Aun así, no es solo por el clima. Ahora sabremos exactamente que se está vendiendo bien en un momento determinado para poder reaccionar con más rapidez que nuestros competidores y proveer a nuestros clientes lo que ellos quieren en un día especifico."

Sainsbury's no envía comida de desperdicio a los vertederos. En cambio, la envía para que sea convertida en electricidad a través de digestión anaeróbica.

La compañía tiene una meta a 2012 de reducir la cantidad total de desechos enviados a vertederos en un 50 por ciento, con base en ventas de 2005 y 2006. También planea reciclar el 90 por ciento de sus desechos de construcción en el desarrollo de todos sus proyectos para 2012.

La compañía también ha lanzado un iniciativa en embalaje, anunciando recientemente que venderá leche en bolsa en todas sus tiendas después de un exitoso programa piloto; la leche en bolsa utiliza 75 por ciento menos materiales que la embotellada y también cuesta 0.10 dólares menos.

También empezó a vender tomates en caja en lugar de enlatados, los cuales pueden ahorrar 500.000 kilos de materiales de embalaje al año. La compañía planea reducir todo el embalaje a un tercio para 2015.

Silvio Sánchez

Soy la fundadora de TodoSalud.co, una estudiante de enfermería apasionada con la salud y la comunicación. Puedes seguirme en youtube, donde subo videos sobre maternidad; tambien en Instagram y Facebook :)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario