Aviones ecológicos: Más que una fantasía



La tecnología está avanzando rápidamente de la mano de nuestra consciencia medioambiental, dándonos las opciones y la voluntad de crear alternativas mas consientes para los consumidores. Cuando salimos de nuestros hogares para ir cada mañana a trabajar, puede que bien el transporte que tomemos sea un híbrido o un vehículo completamente eléctrico, así no lo sepamos. Tenemos muchas opciones en productos ecológicos: desde productos de cuidado personal hasta electrónicos. Pero una de las áreas de las que las sociedades parecen haber dejado de hablar ambientalmente es la aeronáutica.

Porque pasa esto? Acaso no es posible que los aviones sean ecológicos?

Eso puede que halla sido un estándar en el pasado, pero no es la forma de afrontar el futuro. La tecnología ecológica está abriéndose paso en la industria aeronáutica y tiene el potencial de volver “verde” el cielo. Los ingenieros han estado trabajando en modelos de aviones híbridos y completamente eléctricos durante ya muchos años, pero los incentivos financieros y la factibilidad simplemente no estaban ahí, al menos no hasta ahora.

Hace poco, Google y la NASA fueron los anfitriones del Green Flight Challenge en el cual se motivó a los ingenieros a crear el motor más eficiente y ambientalmente amigable para un avión. El premio era de mas de un millón de dolares para el ganador, y muchas compañías aeronáuticas dieron un paso al frente para tomar la delantera del reto.



Hubo, por supuesto, reglas para este reto. A los participantes se les indicó que el máximo de galones de combustibles fósiles por pasajero debía ser de inferior a 1 galón y que los aeroplanos debían viajar al menos 322 kilómetros dentro de un periodo de 2 horas. El avión que realizara esto de la manera mas eficiente ganaría. Catorce participantes estuvieron en el reto, pero fue solo el Taurus G4, creado por un equipo de ingenieros de Pensilvana, el que se llevó el premio.

El Taurus G4 eléctrico cumplió las expectativas del reto, y sus creadores se llevaron a casa el gran premio otorgado al primer lugar. Pero mas allá de su derecho de alardear, lo que esto demuestra es que los vuelos y los aviones ecológicos son mas una realidad. Cuando los incentivos y la motivación existen, estas tecnologías solo estarán esperando para despegar.

Aunque ciertamente hay una necesidad de mejorar esta tecnología para que pueda ser comercialmente viable, se puede ver que hay esperanza para que viajar por el cielo pueda no ser igual al presente y pasado dependiente del petroleo. Teniendo las mentes mas brillantes del mundo trabajando en aeroplanos ecológicos, los vuelos verdes pueden no estar tan lejos de nuestro alcance después de todo.

Silvio Sánchez

Soy la fundadora de TodoSalud.co, una estudiante de enfermería apasionada con la salud y la comunicación. Puedes seguirme en youtube, donde subo videos sobre maternidad; tambien en Instagram y Facebook :)