Tecnología solar en implantes oculares daría vista a los ciegos


Científicos de la Universidad de Stanford han presentado un sistema que ayudará a los ciegos a ver nuevamente utilizando implantes de retina que operan como pequeñas celdas solares.

Los microchips fotovoltaicos, localizados quirúrgicamente bajo la retina, convierten la luz en corrientes eléctricas activando señales en la retina, las cuales luego fluyen hacia el cerebro, permitiéndole al paciente recobrar su visión.

El equipo de la Escuela de Medicina de Stanford afirmó que la tecnología podría algún día recuperar la visión a personas que la han perdido por ciertos tipos de enfermedades degenerativas de los ojos.

El método de funcionamiento del sistema es muy ingenioso. La información visual del exterior alcanzará el microchip por medio de una cámara miniatura localizada en un par de lentes, que el paciente deberá utilizar. La imagen capturada en la cámara aparecerá en una micropantalla de cristal líquido que también estará ubicada en los lentes (que son similares a unos lentes para realidad virtual). La imagen será entonces disparada desde los lentes utilizando pulsos de laser de luz infrarroja cercana hacia el chip fotovoltaico de silicio.

“Funciona como los paneles solares de los techos, convirtiendo la luz en una corriente eléctrica”, afirmó en una declaración Daniel Palanker, profesor asociado de oftalmología de la universidad de Stanford y el autor principal del estudio, “pero en lugar de que la corriente eléctrica fluya hacia tu refrigerador, fluirá hacia tu retina”.

Los investigadores de Stanford se encuentran haciendo experimentos en ratones de laboratorio. Ellos ya han utilizado en el pasado retinas de ratones para ver como los fotodiodos de los microchips fotovoltaicos convierten la luz en pulsos eléctricos. Los científicos ahora están probándolos con ratones vivos para demostrar las reacciones fisiológicas y de comportamiento. Esperan pronto encontrar un patrocinador que apoye pruebas en humanos.

La investigación de Stanford, publicada por Nature Photonics este mes, no es el primer intento científico para devolver la vista a los ciegos. Un gran número de prótesis para retina están actualmente en desarrollo y al menos dos están bajo evaluaciones médicas en Europa. El dispositivo de la compañía estadounidense Second Sight fue aprobado el mes pasado para su uso en Europa. Otra compañía llamada Retina Implant, fundada en Alemania, ya ha llevado a cabo las requeridas evaluaciones clínicas.

Según el sitio web de la compañía, los dispositivos de retina se han implantado en 12 pacientes en el Reino Unido en centros médicos de Londres y Oxford.

Sin embargo, el equipo de Stanford indicó que la mayoría de dispositivos implantados que están siendo evaluados actualmente requieren bobinas, cables o antenas dentro del ojo para enviar la energía al implante de retina. Ya que el dispositivo de Stanford utiliza luz infrarroja cercana y no es necesaria la instalación de cables.

“Los implantes actuales son voluminosos, y la cirugía para localizar el cableado intraocular para recibir, procesar y activar el sistema es difícil”, afirmó Palanker. Sin embargo, ya que mucho del hardware en el dispositivo de Stanford fue incorporado en las gafas, la cirugía solo necesitará crear un pequeño bolsillo detrás de la retina en donde se deslizará y contendrá la célula fotovoltaica.

Los coautores del estudio fueron Keith Mathieson, investigador recurrente del laboratorio de Palanker, y James Loudin, investigador postdoctoral. La tecnología fue concebida por Palanker y Loudin conjuntamente.

Imagen de portada por TodoHumor

Silvio Sánchez

Soy la fundadora de TodoSalud.co, una estudiante de enfermería apasionada con la salud y la comunicación. Puedes seguirme en youtube, donde subo videos sobre maternidad; tambien en Instagram y Facebook :)