Estos domos de bambú flotantes podrían salvarte de una catástrofe climática

Por Romina Galeota Lencina, tiempo de lectura 1:56 Min



El cambio climático supone una gran amenaza para todo el planeta, sin embargo hay determinadas zonas geográficas que están expuestas en mayor medida a los peligros derivados del calentamiento global. Estos países forman parte de los llamados SIDS (Pequeños Estados Insulares en Desarrollo, por sus siglas en inglés), que por sus características serán los primeros en sufrir las consecuencias del cambio climático y están en riesgo de desaparición.


Los SIDS fueron reconocidos como un grupo distinto de países en desarrollo desde la Cumbre de la Tierra de 1992 por las Naciones Unidas, y en la actualidad está integrado por 52 pequeños países y estados en desarrollo divididos por regiones, dentro de los cuales se encuentra Jamaica, uno de los países que más ha sufrido problemas a raíz de los desastres naturales que azotan la zona, y la cual depende de su costa para su bienestar económico.


Allí mismo, el diseñador Dinesh Ram ideó un innovador concepto de cúpula de bambú flotante, la cual estaría diseñada para combatir los peligros del aumento del nivel del mar y la escasez de alimentos, que además podría ser construido utilizando materiales locales disponibles como bambú y plástico.


Estos domos geodésicos de bambú podrían ser utilizados para múltiples funciones, incluyendo la subsistencia de economías regionales, como la agricultura, así como lugares de esparcimiento o para reuniones. Al ser prefabricados permiten su traslado a diferentes partes de la isla y además, por los materiales que utiliza, su costo de construcción es aproximadamente la mitad comparado con un edificio tradicional de dimensiones similares.

El “Hope Waters Dome” está formado por un marco de bambú que descansa sobre una plataforma hecha con botellas de plástico recicladas, para brindarle flotabilidad. Los pisos superiores fueron ideados por Ram para funcionar como un centro de aprendizaje de agricultura urbana, donde se puedan cultivar alimentos sin riesgo de inundación por el aumento de los mares.


En la actualidad estas cúpulas flotantes se mantienen solamente como una idea más para afrontar las necesidades especiales de aquellos países vulnerables al cambio climático, al aumento del nivel del mar y a la necesidad de lidiar con nuevos retos económicos y sociales. Afortunadamente cada vez son más las infraestructuras sustentables que no interfieren con la naturaleza, otro ejemplo de esto es el campamento eco-friendly ubicado en medio de la reserva natural Serengeti, en África.

Autor Voluntario

Soy la fundadora de TodoSalud.co, una estudiante de enfermería apasionada con la salud y la comunicación. Puedes seguirme en youtube, donde subo videos sobre maternidad; tambien en Instagram y Facebook :)

1 comentario:

  1. Muy buena idea, sobre todo para países tropicales. Me preocupa la estabilidad de la estructura y de los plásticos y la flotabiliad en caso de tormentas, grandes oleajes y ventarrones.

    ResponderEliminar